Domingo en Leeds

Una vez más, los planes de última hora demuestran que pueden ser los mejores. Elena, Blanca y yo Investigando por la página de National Express (la empresa de autobuses oficial) este fin de semana vimos que había descuentos a ciertas ciudades y Leeds era una de ellas. Habíamos pasado por ahí (por la estación de autobuses más bien) en alguna ocasión y parecía muy bonita, así que decidimos aventurarnos y comprar los billetes para este domingo.

IMG_20150301_111043200

Leeds City Market (por fuera…)

IMG_20150301_115120064

Tienda de dulces y chocolates….

Leeds está en el condado de York, a unas dos horas y pico en autobús, y es la tercera ciudad más grande de Reino Unido, así que hicimos todo lo que pudimos a pie para no coger autobuses o gastar más dinero. Salimos de Nottingham a las 8:30 de la mañana y un par de horas más tarde llegábamos a la “famosa” estación de Leeds con tal mala suerte de que las oficinas de turismo estaban cerradas por ser domingo ¡Hurra! Total, que con una lista de cosas qué ver y hacer y sin mapa nos pusimos manos a la obra. Consejo: NO IR EN DOMINGO. No pasó mucho tiempo desde que nos dimos cuenta de que no solo las oficinas de turismo estaban cerradas si no también el Leeds City Market y el Kirkgate Market, que son un mercado y un mercadillo muy típicos de Leeds. Nos dio mucha rabia, pero nos tocó apechugar.

_DSC0004

Leeds Minster

_DSC0006

Recorrimos Vicar Lane, que es la calle de las tiendas y vimos el Minster de Leeds. Nos quedamos sin entrar en los mercados, pero eso no impidió seguir viendo el resto de la ciudad, que la verdad, es bastante más bonita que Nottingham. Vimos la biblioteca/galería de arte (están unidas por dentro) y el Town Hall. El tiempo no ayudaba mucho la verdad. Lloviznaba a veces y hacía MUCHÍSIMO frío, muchísimo. Así que decidimos tomarnos un descanso e ir a comer, que ya eran casi las 2 de la tarde. Tardamos lo nuestro en encontrar un sitio asequible, y al final entramos en un pub abarrotado de hombres de mediana edad con poco pelo y comimos un fish and chips bien rico y calentito.

11008056_744585165640428_3966973864970059948_n

Town Hall

11018789_744585118973766_5993850209867586555_n

Town Hall

11041811_744585272307084_260043129177821046_n

Biblioteca y galería de arte

10606335_744585298973748_7371275751483748002_nMientras comíamos se puso a diluviar, y mientras esperábamos a que escampase un poco, intentamos decidir qué ver después, porque los museos cierran a las 5 de la tarde. Cosa que, de verdad, me parece estúpida y que no tiene sentido porque se hace de noche muy pronto y no te da tiempo a hacerlo todo. Lo que nos quedaba en la lista o bien había que coger autobuses hasta llegar ahí, o bien eran parques y con ese tiempo no nos apetecía mucho. El Royal Armouries Museum pintaba bien y teníamos tiempo de verlo antes de que cerrase. Tuvimos que cruzar el río, lo que me recordó mucho a Liverpool. Una vez dentro, y más o menos secas pudimos empezar a explorar. Está bastante bien, sobre todo si te interesa la historia, pero no pudimos quedarnos demasiado tiempo…

_DSC0049 _DSC0052

Al salir quisimos buscar la Opera House y el Royal Theatre fracasando estrepitosamente, pero en cambio encontramos el Leeds City Museum (que ya estaba cerrado), la antigua oficina de Correos (¡como en Madrid!), la catedral de Leeds y un edificio que no teníamos ni idea de lo que era. No está mal…

_DSC0070

The Old Post Office Building

_DSC0073

Catedral de Leeds

La catedral de Leeds o la Catedral de Santa Ana fue terminada en 1906 y restaurada en 2006, sin embargo la original, que estaba en otra calle data de 1878, pero fue destruida en 1900.

_DSC0078

Leeds City Museum

 El City Leeds Museum está en Millennium Square, una plaza muy especial porque en 2001, Nelson Mandela abrió unos jardines (Mandela Gardens), le dieron Freedom of the City (un honor que se da a celebridades locales o que vienen de visita, ahora solo es un título honorífico pero antes daba libertad para marchar por la ciudad a quien le fuese concedido, por ejemplo) y dio un discurso en esta plaza, en el que se equivocó y dijo que estaba muy contento de estar en Liverpool.

Fuimos paseando bajo el frío hasta la estación de autobuses porque estábamos ya cansadas y era de noche así que tampoco se podía ver mucho más. Una vez ahí, nos tomamos un chocolate caliente de maquina y a las 19:15 salíamos con dirección a Nottingham. Llegué a casa sobre las 10 y estaba tan cansada que me dormí en seguida, porque además al día siguiente tenía clase.

La entrada de la semana que viene puede que sea muy interesante… Todos los novatos de buceo vamos a Gildenburgh, una especie de lago para poner en práctica todo lo que hemos aprendido a hacer en una piscina, y si todo sale bien ya seré una Ocean Diver cualificada. Me espera un fin de semana de mucho frío, dentro y fuera del agua.

Besos con sabor a Earl Grey tea :*

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s